Cita bíblica: Filipenses 1:12-14

Introducción: Se ha sentido alguna vez como si su vida no tiene sentido? O talvez se sienta inútil en su posición o situación? Piensa usted que si las cosas fueran diferentes usted pudiera servirle mejor a Dios y eso quizá no le permite avanzar en su vida cristiana? Veamos lo que dice la biblia.  

Cuerpo:

En los mensajes anteriores vemos como el Apóstol Pablo saluda y expresa su amor para con los hermanos, el Espíritu Santo nos permitió ver y aprender del comportamiento de Pablo.

Ahora, Pablo nos recuerda que sigue preso, encarcelado, sin libertad de movilizarse… pensemos y analicemos por un momento, si usted fuese el que estuviera preso, cómo se sentiría usted? – o mejor aún, en su situación actual, cómo se siente? Es usted de los que las situaciones lo paralizan y bloquean o es de los que se animan a sí mismos? –Todos, pienso, que en la situación de Pablo estaríamos tristes, ansiosos o quizá enojados; pero lo peor es que también tomáramos de excusa la situación para no servirle al Señor, pero cuál es la actitud correcta?

Pablo aquí les explica a los hermanos como su situación ha servido para testimonio, tanto para los de la región como para los cristianos; quienes han tomado ánimos viendo como Pablo sigue siendo usado por el Espíritu Santo. El mismo Pablo habla y exhorta sobre esa verdad…

Lo que nos enseña que Pablo en si quería que los hermanos también entendieran el porqué de las cosas y que vieran todo de acuerdo al punto de vista de Dios y no de como parecen ‘aparentemente’ serlo. Eso nos exhorta hermanos a ver todo de acuerdo al ojo y propósito de Dios. Toda situación en la vida del creyente es una oportunidad para glorificar a Cristo, y todo momento es para dar gracias a Dios. Si aprendemos a confiar en que Dios tiene todo bajo su control, entonces aprenderemos a ver las cosas como son.

El enemigo no le gusta que nosotros estemos en paz con el Señor, y aun mas, no le gusta que le sirvamos; por ello es que nos quiere engañar con pensamientos absurdos y victimizaciones de todo tipo. Si usted se siente débil frente a esos ataques del enemigo, reprenda. Pida al Espíritu Santo que le convenza de juico, justicia y todo buen camino; para que usted pueda disfrutar del conocimiento de Dios y sepa porque y para qué son todas las cosas. Pero, por sobre todo para que usted no se paralice y siga trabajando en la obra con entendimiento. No se deje engañar por el enemigo; busque siempre la verdad de Dios, pregúntese a si mismo ‘Que quiere el Señor de mí en esta situación? – Que debo aprender con esta prueba? – Como puedo glorificar a Cristo en este momento?

No se rinda frente a los pensamientos y situaciones difíciles; más bien entienda que esas vienen cuando nuestra labor es correcta frente al Señor. Nada viene en vano.

Conclusión:

¿Qué pues hacer?

Reflexionemos:

 Su señor le dijo: Bien, buen siervo y fiel; sobre poco has sido fiel, sobre mucho te pondré; entra en el gozo de tu señor. –Mateo 25:23

Si pensamos que pudiéramos hacer más por la iglesia o por la familia si tuviéramos más dinero, mejores condiciones, mas salud, etc… no se engañe; con lo poco que tengamos, eso démoselo al Señor!

Cristo viene!

Obedezcamos a Dios, hagamos su voluntad, la cual es tener una relación íntima con él; buscándole a toda hora y a todo momento.

Este blog es una extensión de mensajes a Europa y el Reino Unido del ministerio Retornando a las Escrituras.