Cita bíblica: Filipenses 1:7-11

Introducción:

Se ha preguntado si lo que usted siente está bien o está mal? Es usted capaz de calibrar sus propios sentimientos, sus propios pensamientos? Le da cabida al Señor para que en eso también sea el guiándole? Puede usted reconocer cuando un líder es de Dios o no? Veamos como la biblia nos enseña y nos otorga sabiduría al respecto.

Cuerpo:

En el mensaje anterior vimos cómo el apóstol Pablo le habla a los Filipenses y comienza su carta motivándolos al recordarle el amor Eterno de Cristo para con su iglesia. Luego Pablo se conmueve como líder y nos deja ver lo que siente y por lo que ora incansablemente por cada uno de ellos.

Verso 7-8. Pablo habla de que su sentir por los hermanos, el amor que les profesa es justo. La justicia de Dios en la que su palabra debe ser predicada y el deber de orar y amar a los hermanos en Cristo. Recuerde hermano (a), cuando usted ora por alguien, cumple un deber en el que no solo la persona es beneficiada, sino que usted también porque está siendo obediente al Señor. Es deber de todos que oremos los unos por los otros incansablemente, y mucho más que el líder ore por el pueblo y las personas que tiene a cargo. Vemos que Pablo no espera que los Filipenses manden peticiones de oración, ni tampoco ora por sus deseos específicos, sino que intercede diligentemente a manera de disciplina por la vida de ellos. La responsabilidad que Pablo tiene por ellos es algo que él mismo no ignora y nosotros debemos aprender de ello; ya sea para reconocer un líder conforme a Dios o para nosotros mismos practicar ese sentir y ser responsables en nuestros deberes.

Vemos también que Pablo no se siente avergonzado de expresarles el amor que les tiene en el Señor y aun estando preso, no ocupa ese tiempo para victimizarse ni para manipularles en nada; de lo contrario, aun preso les sirve como Siervo de Cristo e incansablemente les exhorta y les tiene en sus oraciones. Pablo usa la palabra ‘entrañable’: esto es que con profundidad les ama.

Verso 9-10. Vemos que Pablo pide cosas específicas para la vida de los hermanos. EL pide a Dios que el amor abunde… si el amor no fuera importante, la biblia no nos hablaría tanto de eso. Pero es sumamente una prioridad en la vida de un cristiano, amar a Dios por sobre todas las cosas para poder servirle sin límites y sin excusas y luego a nuestro prójimo para poder amarles y respetarles incondicionalmente a como Dios manda. Un líder que no ama, no padece ni le importa la iglesia, no es un líder de Dios. Es importante serlo o saberlo identificar. El amar, va mucho más allá de la satisfacción propia, el amar como Dios manda es padecer y aun así seguir amando. No es un amor caprichoso, el amor jactancioso es el amor del mundo, no el amor del cristiano. Tengamos cuidado como manejamos nuestro corazón.

Lo segundo que Pablo pide a Dios en oración por los hermanos es ciencia y conocimiento; esto hermanos es tan importante. Todos debemos tener la disciplina de estudiar las escrituras y escuchar la palabra de Dios. No podemos tener una relación ni aprender de Cristo sino buscamos su palabra; hay muchas personas que aún no han entendido que la relación con Dios es basada en conocerle cada día más y eso es a través de su palabra. Que dicha tenemos hermanos (as) de poder acceder a la palabra de Dios a cada momento y cada instante. Más aun saber que en cada palabra de Dios hay una bendición para nuestras vidas.

Luego Pablo les dice la razón fundamental del conocimiento y esto es para aprobar lo mejor y estar limpios para el día de Cristo, esto es para estar listos y sin mancha cuando el venga…

Conclusión:

¿Qué pues hacer?

Verso 11. …”llenos de frutos de justicia que son por medio de Jesucristo, para gloria y alabanza de Dios.”

* Porque todo en nuestra vida debe ser para glorificar a Cristo! Cristo viene!

Obedezcamos a Dios, hagamos su voluntad, la cual es tener una relación íntima con él; buscándole a toda hora y a todo momento.

Este blog es una extensión de mensajes a Europa y el Reino Unido del ministerio Retornando a las Escrituras.